Personales

Desde mi ventana 3

Día lluvioso en Madrid; ahora lo ha dejado, pero el cielo prosigue encapotado, aunque por la ventana de vez en cuando entran rayos de sol; no podemos quedarnos en la melancolía, tristeza o quién sabe ante el pánico que nos transmiten los medios de comunicación; la televisión ya dejé de verla-salvo algún programa como el de Ébole el domingo pasado-; cansado de que también la radio se ocupe del alarmismo con unas exageraciones impropias de un medio que se ocupa más de la carga negativa, de poner el micro para que las personas desprotiquen de todo, pero nadie da soluciones, y si las tuvieran deberían comunicarlas a la comisión que coordina; ahí es donde hay que dirigirlas y apoyar siempre, nunca la destrucción; ¿para cuándo la solidaridad entre los humanos? Seguro que esto nos traerá contentos.

Me encantó el pensamiento de expresidente Mújica en el programa “Lo de Ébole”. Entresaco: “La peor soledad es la que llevamos dentro, es tiempo de meditar. Habla con el que tienes dentro, es tiempo de meditar un poco, mirar por una ventana al cielo y, el que no lo tiene, imaginarlo”. Grande; esto se llama educar, lanzar ideas para hacer felices a los demás. Y ataca al verdadero destructor:“el dios mercado es la religión fanática de nuestra época”. Hay que detener ese mercado; pensar en otro que nos acerque, que nos humanice. Una vez pasadas las estaciones de este “via crucis-la Covid-19”, ya, no todo será igual; hay que cambiar, pero tiene que comenzar por cada uno, por la persona, y sumadas todas contribuiremos a una nueva sociedad. El recuerdo de “Greta” debe contribuir. Fuimos muchos a la manifestación; los medios y la policía intentaron minusvalorarla; ahora nos tiene que unir para cambiar el planeta tierra, como vamos no.

También estuvo en su sitio el primer minsitro italiano en la entrevista de El País: “La renuncia que cada uno de nosotros está llamado a hacer es crucial para el bienestar de todos. Si todos respetamos las reglas indicadas, el país pronto podrá levantar cabeza”. Ojalá aprendan nuestros políticos y callen de una vez; con sus ideas crispan a la sociedad y si tienen algo nuevo que coadyuve que lo pongan en manos de la comisión; todos juntos remaremos mejor y seguro que llegaremos a la otra ribera placentera.

Antes de iniciar estas líneas escuché Imagine (Imagine there´s no countries…) de Lennon y el himno del Liverpool (You´ll never walk alone…), canciones que te levantan el ánimo y te conducen a alegrarte y vivir.

Cantando sobre el atril by Félix Rebollo Sánchez is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 España License

Personales

Desde mi ventana 2

La primavera ya la tenemos; hoy el silencio soleado en el barrio en que vivo se hace presencia; es cuando en estos días desarrollamos lo que somos capaces de realizar y ahondamos en los pensamienos que nos acucian por lo ya asimilado o en la lectura reciente. El conocimento se viste de gala precisamente en unos días en que se nos invita a la reflexión, a ser nosotros en todo su esplendor. El aislamiento produce, a veces, estos efectos. El retiro mental nos hace sentirnos. Además se nos inculca que es necesario para recuperar la felicidad más tarde y acercarnos a esa palabra tan necsaria como es solidaridad. Sin ella, no puede haber contento, hay que llevarla siempre consigo.

Todos los días salgo a comprar el pan y el periódico; observo calles solitarias, salvo algunas personas con su perrillo paseando; ejercen su libertad limitada como el que va al mercado o pide “on line” la comida y bebida. El resto del día estoy en lo se ha venido en llamar “cuarentena” hasta que la próxima mañana, que haré lo mismo; y así un día tras otro. Al final está la cota en la que respiraremos mejor y la alegría ocupará nuestra existencia, a ella nos apuntamos todos. El dolor revoloteará para los que han perdido seres queridos en estos días de negrura. En estos momentos me viene a la memoria el verso de José Hierro ” por el dolor a la alegría”. La vida transcurre.

Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 España

Personales

Se reanudan los “cross” universitarios. Hoy, U.N.E.D.

Una mañana muy fría pero soleada en los aledaños de la Universidad Nacional de Educación a Distancia y de la Facultad de Informática de la Universidad Complutense. Hoy, se reanudaban los “cross” universitarios. El paraje es acogedor con esas pendientes y bajadas entre pinares que te invitaban también a volver y a la holganza. Me sorprendió la cantidad de corredores; si bien es cierto, las corredoras me pareció que fueron menos que el curso pasado. Como siempre, la organización se esforzó en informarnos de los pormenores y, además, este año la camiseta fue mejor; más artística, mejor diseñada, por lo que felicitaciones.

En realidad, en el cross universitario, existe solidaridad, alegría, respeto, espíritu abierto, que no se observa en otros lugares; el deporte, sin duda, ayuda. Mi agradecimiento a la expresión “ánimo profe”, que me repitieron antes de la carrera y cuando el lugar era encrespado y te cuesta subir. Aquí es donde te sientes como copartícipe y das ese ímpetu necesario en un momento dificultoso. El próximo sábado corresponde a la Universidad Europea ya fuera de Madrid. Son ocho kilómetros pero los vas disfrutando según los dejas. Si no has participado, inténtalo y seguro que volverás.

Novela

Una obra para el debate: El coronel no tiene quien le escriba

Hace ya un tiempo que García Márquez nos dejó para la posteridad algunas perlas por si nos servían para la creatividad. Una obra para el debate.

Personales

Cross universitario de la U. Alfonso X el Sabio

Este cross por la voluntad de los organizadores se ha denominado el de la solidaridad por el último “tifón” acaecido hace poco tiempo. Este año hubo más participantes tanto de hombres como de mujeres, lo cual es una alegría. Ya desde primera hora íbamos llegando para adquirir el “chip” y el número, para después despojarnos de los atuendos para prepararnos  con  los típicos estiramientos y el corretear por el campo para inspeccionar el terreno. Fue un día ideal para el cross, aunque en la sierra se veían nubarrones sin que llegaran a descargar.Caras conocidas y nuevas nos saludamos con la ya sonrisa típica de los atletas. Es la comunión entre todos, y una máxima que se percibe: el respeto, la solidaridad y el aplauso, se cual sea el tiempo que tardes.

Cross de la U, Alfonso X el Sabio, 30 de noviembre de 2013
Cross de la U. Alfonso X el Sabio, 30 de noviembre de 2013. Calentando antes del inicio

Ha sorprendido que el cross femenino no lo ganara la que siempre lo hace: B. Esteban de San Lorenzo de El Escorial de la Universidad Politécnica a pesar del esfuerso que hizo en los últimos 200 metros. El primer lugar lo alzanzó Adriana de la Universidad Complutense.Fue el comentario de los corrillos.

Desde aquí un aplauso a los organizadores por el esfuerzo que año tras año intentan perfeccionarlo. Este incluso con masajistas al inicio y al final del recorrido. Felicitaciones y   agradecimientos a los/as masajistas que me atendieron tanto en el calentamiento-fue novedad- como al final.

Cross de la solidaridad de la Universidad Alfonso X el Sabio, noviembre, 2013
Cross de la solidaridad de la Universidad Alfonso X el Sabio, noviembre, 2013. Minutos antes de comenzar